Planificar, escribir y difundir contenido es el mito del eterno retorno en el proceso de consolidar tu marca profesional.  Una y otra vez, se repite la misma escena: el agobio de último momento para compartir contenido relevante con tu audiencia semana a semana. Un círculo vicioso de procrastinación y aturullamiento que lo único que provoca es un agotamiento infinito.  Te propongo transformar tu círculo vicioso en un círculo virtuoso con estos 7 principios del marketing de contenidos.

 

¿Qué es el marketing de contenidos?

 

El marketing de contenidos es una estrategia de atracción, seducción y fidelización de tu audiencia mediante la planificación, escritura y promoción de contenidos relevantes para ella.

¿Es tan importante como cuentan?

Más.  Pero, antes de conocer los 7 principios del marketing de contenidos es elemental que conozcas los beneficios de consagrar tu humanidad a escribir con el único fin de aportar valor:

  1. Consolidar tu autoridad en un tópico específico.
  2. Atraer personas interesadas en tus productos y servicios.
  3. Fidelizar a tus clientes, conservando el vínculo con ellos.

Ciertamente es un panorama tentador. Sin embargo, no es oro todo lo que reluce. Aún en el mejor de los escenarios posibles, la nubosidad es variable y empaña tu entusiasmo desaforado. Por eso, antes de que sientas una desilusión que te disuada de seguir escribiendo, quiero compartir contigo esas verdades molestas -que más temprano que tarde vas a descubrir- sobre esta estrategia:

  1. Un contenido no genera visibilidad por generación espontánea.
  2. Rentabilizar tu contenido es un proceso de mediano y largo plazo.
  3. Publicitar tu contenido no es precisamente gratuito -y es sumamente necesario.

 

¿Cuál es el objetivo del marketing de contenidos?

 

Siempre que pienses en crear contenido -sea o no sea en el marco de los 7 principios del marketing de contenidos- tenés que tener presente la trilogía sagrada del marketing:

  • Convocar a la audiencia que te interesa sin presionarla.
  • Seducir con la empatía para generar un vínculo de confianza con el tiempo.
  • Deleitar a esa comunidad que es fiel a tu propuesta.

Por supuesto, vestirte con el aura de tus contenidos, tiene sus desafíos. Si creías que con diseñar tu plan de comunicación y escribir tu trabajo estaba completo… lamento provocarte este sobresalto. En el momento de publicar, estás dando apenas el primer paso. En adelante, toda tu energía tiene que estar enfocada en promocionar este contenido con un plan estratégico de difusión contemplando los siguientes criterios:

  1. Cantidad; determinar una frecuencia de publicación. Tanto en las plataformas sociales en las cuales tengas presencia como en tu gestor de contenidos (blog).
  2. Calidad: pensar minuciosamente en el contenido adecuado para la audiencia que te interesa atraer hacia tu web.  Porque no estás escribiendo para el mundo entero sino para aquellas personas a las cuales presentar tus productos y servicios porque los necesitan y lo saben.
  3. Variedad: experimentar con distintos formatos de contenido es necesario. Pero luego vas a elegir aquellos que mejor se adapten a la voz y el mensaje de tu marca profesional.

 

Tu contraseña es: marketingdecontenidos

 

Tres principios clave del marketing de contenidos.

 

Hay verdades que no por obvias son menos verdades. Este es el caso de las siguientes claves que están escritas en cuanta web de marketing se precie de tal y sin embargo, nunca está de más repetir.

  1. El marketing de contenidos es un proceso dialógico. En ese sentido es elemental conocer a la persona -o el grupo de personas- con las cuales quiero entablar el diálogo. Sin ese paso previo no hay conversación posible. Por eso es esencial que puedas definir sus gustos, intereses, necesidades y frustraciones. Todo el tiempo que dediques a elaborar este perfil, será el mejor empleado en tu negocio. Comparto contigo un breve video para que agilices este proceso: Cómo definir tu cliente ideal.
  2. Si querés descargar tu memoria de bits innecesarios de información, te conviene tener un calendario de contenidos. No por que no sea posible escribir apelando a la espontaneidad sino porque la espontaneidad a largo plazo se traduce en ojeras y mal humor.  ¿Te interesa comenzar un plan de contenidos? Esta puede ser tu primera lectura: Cómo organizar un plan de contenidos para tu blog.
  3. La escritura no es el fin del proceso. Luego de publicar un contenido es ineludible trabajar en su difusión, organizando un calendario estratégico de comunicación en tus plataformas sociales o invirtiendo en publicidad en el canal que consideres más apropiado para tus objetivos. Un contenido inmóvil es tan estéril como una tierra yerma.

Dicho esto, podemos continuar con los 7 principios del marketing de contenidos.

 

7 principios del marketing de contenidos.

 

Los principios de la creación.

 

1- El karma 2.0 o el fenómeno de la generosidad online: para que tu plan de contenidos funcione, siempre -lee nuevamente: “siempre”- tiene que ser más lo que ofrezcas que lo que pidas a tus lectores. Más allá de la famosa Ley de Pareto en la cual la proporción es de 80% del contenido gratuito frente a un 20% de contenido pago, lo esencial es que reconozcas que la generosidad es una ley karmática en el mundo online.  Cuanto más contenido relevante escribas para tu comunidad, más oportunidades tendrás de ofrecer tus productos o servicios.

2- La implicación o el baile en comunidad: no importa cuanto contenido produzcas, si no implica a tu comunidad no está cumpliendo su objetivo. ¿Cómo vas a implicar a tu audiencia? Invitándola a ser parte de la construcción del contenido con sus respuestas. Provocándola y despertando su curiosidad o su costado lúdico con juegos, concursos, retos, etc.

3-  El secreto del código cultural:  la comprensión del código cultural no solo es relevante sino que es elemental para lograr la anhelada conexión con tu audiencia y la confianza de tus clientes potenciales. No todo lo que leas es aplicable a tu público y no toda estrategia de éxito tiene por qué ofrecerte los mismos resultados que a otro experto en tu campo.

4- Elección del formato adecuado: encontrar el formato para tus contenidos puede ser un proceso de experimentación más o menos trabajoso. No te desanimes. Antes de encontrar tu zona de comodidad para escribir vas a probar distintas estructuras y soportes. Ya sea texto, audio, video o imágenes, encontrar el vehículo para tu contenido es uno de los 7 principios del marketing de contenidos que no podés obviar.

 

Los principios de la conexión.

 

5- Creación de la curva de experiencia: tu plan de contenidos tiene que crear para el lector una curva de aprendizaje que lo conduzca desde el momento en el que reconoce su problema y desea solucionarlo, al momento en el que define si va a comprar o no tu producto o servicio. Todo marketing de contenidos es una experiencia didáctica en la cual uno de los objetivos fundamentales es educar a tu audiencia respondiendo a sus preguntas: qué, para quién, por qué, cuándo, dónde y cómo.

6- Lo profesional es personal: la oposición entre lo “profesional” y lo “personal” no puede ser más falsa. Todo texto escrito por una “persona” es personal porque lleva impreso su estilo y con él su experiencia de vida. Esto sin olvidar que el mejor enfoque que podés adoptar para tu marca profesional es humanizarla. En última instancia, más allá de los resultados materiales objetivos,  un emprendimiento que recién comienza o una empresa consolidada son una matriz de relaciones humanas. Son profesionales pero antes, son personas.

7- Conectar antes de vender: ¿tu único objetivo para poner en práctica estos 7 principios del marketing de contenidos es vender? Entonces, debo reconocer que te hice perder el tiempo. Porque en el marketing de contenidos la prioridad es crear vínculos con la audiencia para fortalecerlos con el tiempo.  De esta forma, tu producto o servicio está presente en su imaginario. Llegado el momento oportuno, toda la nutrición que recibió de tu propuesta se posiciona como la mejor solución a su problema. O el de una persona cercana con la cual te recomienda.

 

Más allá de los 7 principios del marketing de contenidos.

 

Si ya comprendiste los alcances y las limitaciones de los 7 principios del marketing de contenidos, quiero que tengas presente un punto más. Una estrategia tiene su corolario en la medición de resultados. Sea cual sea tu relación con las estadísticas, ofrecen un tipo de información que no deberías ignorar para mejorar progresivamente tus contenidos.  Te propongo no desmesurar en índices y elegir 4 métricas básicas para las que vas a servirte de Google Analytics:

  1. La cantidad de páginas vistas.
  2. El porcentaje de rebote.
  3. La procedencia geográfica de tu audiencia (en algunos casos es más relevante que en otros)
  4. La adquisición o de dónde vienen tus usuarios: búsqueda orgánica,  referidos, redes sociales, etc.

 

El marketing de contenidos tiene un principio muy simple de recordar: si no funciona, se cambia. Si funciona, se repite.

 

Ante de comenzar a planificar tus contenidos para poner en práctica estos 7 principios del marketing de contenidos, contame en los comentarios cuál es el que te parece más relevante para tu audiencia y por qué. De esta forma, componemos el puzzle del código cultural y colaboramos en el aprendizaje colectivo.

 

Autor

Escribir un Comentario