Enamorar lectores con tu blog escribiendo, relatando, contando.  Para aquellos que nos sentimos parte de la cultura letrada (muy del siglo XX: la cultura del libro como objeto) contar y leer forman parte de nuestra educación. De forma intuitiva construimos oralmente mundos imaginarios para alentar a nuestros hijos a dormir o nos dormimos nosotros mismos con un libro entre las manos.

Escribir, sin embargo es una actividad diferente. Escribir nos desafía aún antes de garabatear -o teclear- la primera palabra. Edificar un texto escrito nos pone en juego. En la construcción narrativa se confunde quienes somos con quienes creemos ser, lo que vivimos y lo que anhelamos vivir. La escritura es sello personal. De lo contrario estamos frente a una lista de supermercado.

 

 

Enamorar lectores con tu blog.

 

Para comenzar: considero esencial para quien escribe un blog, tener nociones básicas de cómo organizar el espacio gráfico en la página. Dicho de otra forma: cómo plantear una distribución visualmente agradable del contenido. Quien escribe espera ser leído, en consecuencia, escribir supone considerar tanto el aspecto estético como ético de un blog.

 

¿Qué aspectos estructurales son importantes?

 

  • Morfología del blog: el tamaño de la columna central, la existencia de columnas laterales, los paratextos que rodean a la entrada: título, fecha, subtítulos, etc.
  • Estructura interna del contenido: cada una de las unidades menores en las que organizo el contenido de un post puede favorecer o entorpecer la lectura: el uso de párrafos cortos y ágiles,  los espacios en blanco, la elección y el tamaño de las imágenes, etc.

Sobre los elementos anteriores sostengo la misma opinión desde que creé mi primer blog: menos es más. La simplicidad favorece la legibilidad (la visualización para quienes “escanean” el contenido). La legibilidad atrae lectores a tu blog.

En un libro este proceso es irreversible. Impreso el libro, no tenemos la opción de intervenir en su aspecto más que subrayándolo (sí, soy de las que escriben los libros). Ahora, en tu blog es posible cambiar la plantilla sin restricciones cuantas veces puedas, quieras o necesites hasta encontrar la identidad visual acorde con tu marca.

 

Cómo enamorar lectores con tu blog de marca.

 

Tanto interés en la estructura visual proviene de una deformación profesional. La forma (la maquetación, la estructura) y el contenido (los temas) no pueden ignorarse sin resentimientos. Una forma adecuada al tema favorece la lectura. Si insisto tanto es porque para mí tiene especial relevancia. Y porque soy docente y los docentes repetimos casi sin proponernos ser reiterativos. También ejemplificamos. Por eso, te propongo pensar en el siguiente escenario: necesitás elaborar una lista de compras para el supermercado.

Lo más natural es que escribas una columna de sustantivos, uno debajo del otro:

  • Pan.
  • Leche.
  • Azúcar.
  • Tomates

Ahora, por algún motivo misterioso, me pedís que vaya al supermercado y me entregás un papel con los sustantivos uno junto a otro:

Pan, leche, azúcar, tomates.

De pronto, se me dificulta un tanto la tarea. Cuanto más artículos tenga la lista, más difícil me resulta distinguirlos. Obviamente, voy a poder hacer las compras pero el esfuerzo de visualización es mayor.

El mismo principio es aplicable a la lectura digital.  Lo curioso es que este discernimiento se produce más allá de la simple percepción y subordina la redacción y la lectura a dos factores clave que voy a titular como claridad estructural y sello personal.

 

1- Claridad estructural.

 

¿Qué es la claridad en la estructura de un blog? Como todo atributo de la percepción tiende a ser subjetiva. Sin embargo, mi interés es ofrecerte estrategias para enamorar lectores con tu blog, por lo tanto, voy a pretender cierta objetividad. En un proyecto escrito, la claridad responde a:

  1. La elección de un tema clave como eje de tus textos.
  2. El establecimiento de 3 o 4 sub-temas relacionados para desarrollar.
  3. La secuenciación de sub-temas  con un calendario de contenidos.

La anterior es una tríada groserísima. Abierta a tantas excepciones como se te ocurran a partir de este momento. Pero estamos trabajando únicamente sobre las bases de la escritura para enamorar lectores con tu blog. Ya tendrás tiempo de seguir leyendo sobre el tema en un post como: Cómo expresar tu marca personal en la escritura.

 

2- Sello personal.

 

El sello personal no es otra cosa que la forma particular de nuestra expresión escrita. Si la claridad estructural era subjetiva, hablar de adecuación en la expresión escrita es más subjetivo aún.  ¿Qué te quiero decir con esto? Que puedo mostrarte la forma de «adecuarte» pero tu estilo personal es mil veces más rico que las reglas para enamorar lectores con tu blog de marca. Advirtiendo lo anterior, te cuento cinco aspectos de estilo que deberías tomar en cuenta:

 

A- El uso de los pronombres.

 

El autor siempre es un “yo” que le escribe a un “tú”. Porque de la misma forma que se escribe individualmente, se lee desde la individualidad. En ocasiones, me dirijo a la comunidad de lectores para consolidar el sentido de pertenencia. Entonces, la tendencia natural es a utilizar el plural para referirnos al receptor. En un mismo blog pueden escribirse post dirigidos a un lector en singular y otros dirigidos a una comunidad. No afecta sustancialmente a la lectura esta decisión de estilo si mantiene la voz de marca mantiene su coherencia.

 

B- El vocabulario:

 

No existen palabras o expresiones desterradas del “buen gusto”.  Tampoco considero que para escribir un blog debas falsear tu vocabulario con expresiones sofisticadas. Sí considero que nunca debemos subestimar al lector.  Simplicidad no es simplismo. Más allá de quién sea mi lector ideal (o mi alter-ego) escribir es una actividad que requiere esfuerzo, dedicación y si quieren, inspiración. No es lo mismo que conversar. La escritura requiere ser revisada y corregida. Autenticidad no es sinónimo de descuido.

 

C- La coherencia:

 

Un post bien escrito se lee con fluidez aunque sea extenso. Un lector puede obviar el medio para concentrarse en el contenido, a pesar de lo cual, no está de más que facilitemos este proceso evitándole incoherencias. Escribir es pensar, desarrollar y evaluar. Corregir lo que escribo para darle coherencia, exige re-leer y prestar especial atención a:

 

  • Desvíos temáticos innecesarios. Establecer una línea de narración y ajustarse a ella evitando subordinaciones anecdóticas, ayuda a conservar la coherencia general del texto.
  • El uso de los tiempos verbales: El presente del relato no ficcional se denomina “presente histórico” y aunque es flexible a las maniobras del narrador (puedo alterarlo si lo justifica la narración) conviene mantenerlo del principio al final.

 

D- Los errores gramaticales y de concordancia.

 

Observar las mínimas reglas gramaticales y ortográficas favorece la lectura. Las estrategias correspondientes a la gramaticalidad serán motivo de otro post, porque no sé si notaste, pero esté me quedó un tanto largo a pesar de mi voluntad.

 

E- Las contradicciones significativas.

 

Estar atenta a las posibles contradicciones es un aspecto a considerar para reafirmar tu sello personal. Ya sean contradicciones temáticas o filosóficas, dejan al desnudo cierta falta de autenticidad. Nuevamente aclaro, no estoy haciendo referencia a un descuido editorial sino a una inconsistencia de principios. Soy enfática en este punto porque considero que la autenticidad es uno de los valores esenciales en cualquier proyecto.

 

Hoy, vas a Enamorar lectores con tu blog.

 

Si te interesa honestamente enriquecer tu expresión escrita para redactar mejores post, entonces el material anterior va a serte de utilidad en algún momento para darle su justo valor al poder de la palabra en el proceso de enamorar lectores con tu blog.

Antes de que te vayas, contame en los comentarios de qué forma imprimís un sello personal en tu blog.  Me atrevo a suponer que más allá de que tu blog sea por la más pura diversión, tenés estrategias que no están consideradas en este post y que pueden ser enriquecedoras para quienes lean los comentarios.

Autor

Escribir un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.