Espera tantito.  Antes de leer este post, bien podrías leer el primero de la serie, en el cual te cuento mi experiencia en la construcción de una comunidad de lectores.  ¿Ya lo leíste? Genial.  Así tenés el panorama general. En este caso, te voy a mostrar como usar Facebook a tu favor. Para lograr tus objetivos y no para perder el tiempo. Sí, también en 2020, porque digan lo que digan, sigue siendo un espacio de viralización de contenidos.

Usar Facebook a tu favor: crear un grupo para aumentar el tráfico de tu blog y tus ventas

Usar Facebook a tu favor.

No lo dudes un segundo: este tema es la piedra angular del proceso de creación de un blog que «tiene éxito»  y hay dos postulados que quiero compartir contigo en este momento:

  1. Los crecimientos explosivos, ésos que te pasman de asombro por su rapidez, reflejan la inversión en anuncios. Buenos anuncios. Bien pensados y segmentados con criterio.
  2. También reflejan un análisis muy detallado del público objetivo. Tan detallado como para que al leerte piensen que le «estás leyendo el pensamiento».

Facebook me cede un espacio siempre y cuando yo decida invertir en anuncios. A cambio, me ofrece mis 15 minutos de fama y la posibilidad de elegir a quién dirijo mi mensaje. Puedo elegir tu sexto, raza, nivel educativo y prácticas religiosas. También  si tenés pareja, tarjeta de crédito, cuenta en Pay Pal y leés el horóscopo. También muchas otras cosas que te asombrarían tanto como para cerrar tu perfil de Facebook antes de terminar de leer este artículo. O al menos para usarlo con más cuidado.

La telenovela de la Fanpage.

Las fanpages son comerciales en consecuencia, desde hace un par de años por lo menos, solo el 10% de las personas que asumieron que «les gusta» tu página ven el contenido que vas publicando. Y si estas personas no interactúan frecuentemente con tu página, pasan dos cosas:

a- Ni se enteran que estás publicando.
b- Tarde o temprano dejan de ser seguidoras de tu página.

No te equivoques: no es que por su voluntad abandonen tu fanpage. Es la propia red social la que las «deslaikiza» porque asume que no le interesa tu contenido. ¿Conclusión? Las fanpages son espacios ambiguos. Por una parte, ostentan uno de los «números del ego» (la cantidad de seguidores) que puede ser muy halagadora. Pero por otra parte, este número no tiene gran significado para vos, porque si solo un porcentaje muy reducido de tus seguidores va a ver tus publicaciones, aún más pequeño va a ser el porcentaje de quienes las lean. Esta información pone en perspectiva algunas cosas:

  • Hace que mires desde otro lugar los ceros a la derecha. ¿Para qué tantos seguidores si solo muy pocos ven lo que publico?
  • Hace que te cuestiones hasta qué punto es viable y beneficioso para tu emprendimiento que realices campañas de publicidades pagas.

Son tus decisiones, porque es tu negocio. Solo te realizo una puntualización: no hagas nada sin tener claro que es lo que querés conseguir. No todas las campañas de publicidad son para conseguir clientes, ni toda promoción tiene como objetivo aumentar el número de «likes».

El camino de la reconciliación.

Sin tanto dramatismo: no es una revolución mental lo que te propongo. Simplemente, contarte que como parte de un proyecto de formación me propusieron abrir un grupo. Tuve mis reparos. Me dije: «Facebook no es lo tuyo…» . Ser obediente no es mi signo pero experimentar sí lo es. Lo hice. Se llama Escribe y Vende.

Ese fue el momento en el cual comprendí que había un oasis de posibilidades más allá de la publicidad y por allí me quedé. Mi fanpage está automatizada y salvo para responder los comentarios y uno que otro posteo no aparezco por allí. Mi grupo es otra cosa.

¿Por qué? Porque en mi grupo las reglas son «mis reglas» . Solo tiene entrada lo que considero de valor para la comunidad y lo que es pertinente para el tema. El objetivo y el tipo de grupo que creé y deseo sostener no tiene nada que ver con el spameo masivo de las redes. Así de simple. Allí hay un grupo de colaboración, que participa, opina, comparte sus sueños, sus descubrimientos y alguna que otra frustración momentánea.

Por eso creo que un grupo es una gran idea para fortalecer tu comunidad en Facebook, con Facebook y a pesar de Facebook. Vos me entendés.

Cómo crear un grupo en Facebook en tres pasos.

Crear un grupo en Facebook es muy simple. Veamos el paso a paso y vos verás si te animás o estás dispuesta a invertir tu tiempo en gestionarlo.

1- Buscar en la barra lateral izquierda de tu perfil personal, la función «Crear grupo».

Es importante que lo hagas desde tu perfil personal ya que no es posible crear un grupo desde tu fanpage, aunque pueden vincularse y es posible administrar tu grupo con tu perfil de la Fanpage.

2- Elegir un nombre para tu grupo e invitar por lo menos a una persona.

Una sugerencia simplemente. pensá detenidamente el nombre de tu grupo. Si bien es cierto que podés usar lisa y llanamente el nombre de tu emprendimiento o proyecto, siempre existe la posibilidad de que elijas un nombre descriptivo -elementalmente descriptivo- que atraiga a quienes buscan un grupo de tu tema específico.

También vas a tener que tomar una decisión: si querés que tu grupo sea abierto al público, cerrado o secreto. Te sugiero tener un grupo cerrado, en el que vos des acceso a las personas que quieren ingresar, garantizando un espacio sano en la medida de lo posible. Sin spam y sin trolls es la mejor forma de usar Facebook a tu favor.

3- Personalizar el aspecto de tu grupo de la forma que prefieras:

Y ya está! Tenés grupo para usar Facebook a tu favor. Este es el momento en el cual vas a detenerte a pensar cuáles serán las reglas de tu grupo:

  • ¿Qué tipo de publicaciones vas a permitir?
  • ¿Cuál es la respuesta para quienes practica spam?
  • ¿Los miembros pueden compartir publicaciones de su propio blog?

También es el momento para definir cuál va a ser tu forma de gestión, cómo vas a compartir tus contenidos y las promociones de tus productos o servicios.

Usar Facebook a tu favor es posible.

Con la creación de tu propio grupo, es posible usar Facebook a tu favor para:

  1. Crear una comunidad en torno a tu mensaje.
  2. Enviar tráfico a tu blog.
  3. Aumentar las ventas de tus productos y servicios contando historias.

Con una oferta de información tan inmensa, la mejor apuesta para destacar una marca es crear una comunidad en torno a ella. Serán los contenidos que entretienen y enseñan aquellos que van a aumentar tu visibilidad y, en consecuencia, las posibilidades de que los lectores se encuentren con tus productos y servicios. Antes de irte, contame cuál es tu experiencia en los grupos de Facebook y si te animarías a abrir tu propio grupo para acercarte a los objetivos de tu marca.

Autor

Escribir un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.